COMBATE EL HINCHAZÓN DE PIERNAS ESTE VERANO!!!!

Sin comentarios julio 25, 2017

  El verano es, sin duda, uno de los principales enemigos para nuestras piernas, provocando una sensación de pesadez continua y de hinchazón que muchas veces no sabemos cómo remediar.  Este trastorno también da lugar a síntomas como calambres, hormigueos o, incluso, puede llegar a adormecer estas extremidades durante cortos periodos de tiempo. 

Las piernas hinchadas se dan como consecuencia de una retención de líquido y una mala circulación por una insuficiencia venosa (IVC). Esta patología es la incapacidad de las venas para realizar correctamente el retorno de la sangre, lo que provoca la acumulación de ésta en las piernas dando lugar a diferentes síntomas y problemas. Esta condición no representa un problema grave para nuestra salud en las fases iniciales, pero sus consecuencias reducen nuestra calidad de vida. Las principales causas de este problema son:

  • La vida sedentaria y falta de ejercicio
  • El embarazo
  • Actividades laborales en las que se pasan muchas horas seguidas de pie o sentado. (Incluyendo aquellas en las que se viaja a menudo o se adoptan posturas inadecuadas con las piernas)
  • El sobrepeso: El peso corporal excesivo incrementa la presión en las venas de las piernas y agrava su estado
  • El calor: Éste provoca que las venas se dilaten, con lo que, por efecto de la gravedad, la sangre se acumula en las piernas intensificando la sensación de pesadez y cansancio y agudizando los problemas de circulación
  • La edad y los factores genéticos: El paso de los años hace que el revestimiento elástico de las venas empiece a debilitarse, incrementando así la posibilidad de que las venas se dilaten. Por otro lado, la insuficiencia venosa es una de las enfermedades que más se hereda.
  • Alteraciones hormonales: El consumo de píldoras anticonceptivas puede aumentar la permeabilidad venosa y su dilatación.

Pero tranquil@s, se puede poner remedio!!! Apunta los siguientes truquitos:

– Una correcta alimentación es primordial, reducir el consumo de sal, beber la cantidad adecuada de agua, no olvidarnos de frutas y verduras ( ya que ahora tenemos una gran variedad a nuestro alcance)…

– Date duchas de agua fría en las piernas o alterna entre fría y templada. Notarás la mejoría en días.

– Bebe mucha agua: Muchas veces pensamos que no voy a beber aún porque ya la retengo, que el cuerpo “tire” del agua que tengo en las piernas, pero realmente el efecto que se consigue es el contrario.

– No utilices ropa muy ajustada.

– Eleva las piernas: Cuando estemos relajados en el sofá o en la cama, pon, por ejemplo, un cojín debajo de las piernas

– Los alimentos naturales pueden jugar un papel muy interesante en el tratamiento de la insuficiencia venosa utilizándose aquellas con acción venotónica, protectora vascular y antioxidante bien sea como complemento alimenticio o en infusiones, como por ejemplo:

  • El Castaño de indias destaca por su poder antiinflamatorio y venotónico disminuyendo la permeabilidad de los vasos y reduciendo la retención de líquidos (efecto antiedematoso).
  • Del Rusco nos aporta funciones antiedematosas, antiiflamatorias y venotónicas. La Agencia Europea del Medicamento (EMA) aprueba uso tradicional para el alivio de las molestias y sensación de pesadez de piernas asociadas a trastornos venosos leves.
  • El Hamamelis tiene la capacidad de reforzar las paredes venosas.
  • El Mirtilo o Arándano muestra también actividad antiagregante plaquetaria, antiinflamatoria y antioxidante.
  • El extracto de la hoja de Ginkgo biloba presenta actividad vasorreguladora, antiagregante plaquetario antioxidante y neuroprotector.

 

Algunos ejercicios muy fáciles para hacer en casa o en el trabajo también pueden resultar muy útiles: como ponerte de puntillas varias veces seguidas, caminar sobre los talones, dibujar círculos con los pies, alternar el apoyo sobre los talones y sobre los dedos, y hacer el ejercicio de la bicicleta aunque estés sentad@.


Sin comentarios